El Partido en los medios

Entrevista a Ástor García: “A Vox yo intentaría inhumarlo”

By 11 abril 2020 No Comments

El Plural | 6 de noviembre, 2019

Este domingo 10 de noviembre los ciudadanos tienen una cita -otra- con las urnas. Todos los focos están puestos en los principales partidos, pero de candidaturas va mucho más allá del PSOE, Partido Popular, Ciudadanos, Unidas Podemos, Vox y Más País. El Partido Comunista de los Trabajadores de España (PCTE) es la formación abiertamente comunista que más votos obtuvo el pasado 28A (teniendo en cuenta que el PCE está integrado en el conglomerado morado de Pablo Iglesias). En ElPlural.com hemos charlado con su secretario general y candidato, Ástor García, quien insta a situar los intereses de la clase obrera en el núcleo del debate público, al tiempo que solicita la inhumación de Vox.

Pregunta: El PCTE es un partido abiertamente comunista y, como tal, propone un sistema distinto a la democracia liberal representativa. ¿Con qué objetivo, por tanto, se presenta a las elecciones?

Respuesta: Los objetivos son fundamentalmente dos. El primero, dar a conocer un programa que está pensado para que el movimiento obrero y popular comience a andar con paso propio en la defensa y promoción de los intereses de la mayoría trabajadora en nuestro país. El segundo es dar a conocer el partido como un partido cuya agenda y objetivos tienen en cuenta los intereses de esa mayoría, y no los de otros sectores que siempre acaban consiguiendo que seamos los trabajadores los que los apoyemos a ellos.

Nosotros pensamos que, con un Partido Comunista más fuerte, independiente y con discurso propio y claro, con una mayor capacidad de estar presentes en todas las ciudades y territorios, la clase obrera será más fuerte.

P: La situación en Cataluña está siendo el pivote en torno al que está virando toda la campaña y, a buen seguro, los discursos de los distintos partidos con respecto a la coyuntura secesionista serán determinantes en los resultados. ¿Cuál es la propuesta y la postura del PCTE?

R: El resto de partidos tienen una serie de propuestas muy simplistas que ya pudimos escuchar en el debate. Ilegalización de partidos, mesas de diálogo difusas, aplicar la Constitución a machamartillo… Nosotros pensamos que hay que cambiar de mentalidad. En todo el conflicto que se está viviendo en Cataluña lo que está ausente permanentemente son los intereses de los trabajadores de Cataluña. Planteamos que para poder construir un país en el que los principales intereses sean los de la mayoría trabajadora, no podemos ignorar el hecho de que hay trabajadores y trabajadoras que por diversos motivos tienen sentimientos de pertenencia nacional distintos de los oficiales. Por eso nuestro planteamiento es priorizar el discurso de clase. Un discurso que tenga que ver con la conservación de los derechos de los trabajadores y trabajadoras y los derechos sociales. Ninguno de los agentes que encabezan en conflicto catalán, ni ninguno de los partidos españolistas, tienen en su agenda en estos momentos.

El elemento clave es cambiar el paradigma del debate y situar en el centro los intereses de la clase trabajadora sea cual sea su sentimiento de pertenencia, su origen, su lengua o su orientación sexual.

En todo el conflicto que se está viviendo en Cataluña lo que está ausente permanentemente son los intereses de los trabajadores de Cataluña»

P: Entrando en el ámbito económico, todos los indicadores barruntan una nueva crisis. ¿Cuál es la receta que presenta su partido? Porque según se puede observar en su programa electoral, el empleo y las condiciones laborales ocupan un lugar central.

R: Efectivamente se vislumbra una nueva crisis. Nosotros la principal preocupación que tenemos en ese sentido es que los ataques para intentar superar los efectos peores de esa crisis van a venir contra los trabajadores y trabajadoras. Lo hemos visto en la reciente crisis de 2007 a 2014. A diferencia de lo que ocurrió entonces, es necesario que esta crisis no la paguen los trabajadores y que, si llega, nos encuentre a la mayoría trabajadora con una situación de derechos garantizados, que no se ponen en duda, y que en todo caso, se tenga que discutir por qué somos nosotros los que nos tenemos que sacrificar para garantizar los beneficios de unas empresas que vemos que únicamente se preocupan por su supervivencia y por seguir acumulando millones.

Por tanto, la clave de nuestro programa está en una serie de medidas que van tendentes en primer lugar a garantizar los derechos laborales y recuperar derechos perdidos, a repartir por ejemplo el trabajo en cuanto a la reducción de la jornada laboral y poner fin a una serie de mecanismos que tienen, sistemáticamente, atacando y recortando nuestros derechos. Como son las empresas de contratación temporal, la subcontratación, el abuso de las mutuas etc. Lo fundamental está en la cuestión de que para poder garantizar unas condiciones y un trabajo dignos es necesario proceder al sostenimiento y mantenimiento de la industria en manos de los trabajadores y trabajadoras de los principales sectores económicos.

Planteamos un programa que algunos dirán que es imposible pero que nosotros decimos abiertamente que es lo que necesita hoy nuestro pueblo, nuestra clase»

P: En lo tocante a otros aspectos, apuestan por una Educación y Sanidad públicas. Y en este sentido, también se aboga por la expropiación de las viviendas en manos de los bancos para la articulación de un parque público de alquiler de vivienda. Hay quien vería en esta medida un expolio.

R: Hay que verlo de otra manera. La clave está en el expolio que los bancos han realizado a las familias de nuestro país. Si nos ponemos a contar cuántas de esas viviendas en manos de los bancos lo son tras la ejecución de hipotecas…

Millones de personas se han encontrado con una situación en la que, después de que los bancos hayan sido principales promotores del endeudamiento de las familias trabajadoras, luego han sido los principales beneficiarios de la situación de quiebra de estas familias cuando la situación económica se vio comprometida. Por eso es necesario nacionalizar/expropiar en el sentido de recuperar para los trabajadores y trabajadoras esas viviendas que para los bancos son un negocio y para nosotros un derecho fundamental.

P: ¿Qué opinas de la exhumación de Franco? Y al hilo… ¿Sobre Vox?

R: La exhumación de Franco era una cuestión que no tendríamos que estar discutiéndola en 2019. Es una cuestión que debería haberse resuelto mucho antes. Lo que nos hemos encontrado es que, siendo una cuestión positiva, se ha convertido en un homenaje al dictador. Se ha permitido que todos aquellos personajes que han estado en las catacumbas pero defendiendo ese modelo y ese sistema se han visto fortalecidos y reivindicados. Se tenía que hacer, pero no de esta manera ni en este momento.

Sobre todo teniendo en cuenta que lo fundamental es que se exhumen los restos de los miles y miles de desaparecidos que siguen en las fosas y las cunetas de nuestro país.

Con respecto a Vox, yo intentaría inhumarlo. Intentar que las propuestas que ellos hacen, que cada vez se ve más claro que responden a los intereses de los grandes capitalistas españoles con un programa ultraliberal y pretenden dejarnos todavía con menos derechos y más desprotegidos de lo que estamos, habría que evitar por todos los medios que tuviera algún tipo de posibilidad de difundirse.

P: Por último, su minuto de oro. ¿Por qué hay que votar al PCTE?

R: Hay que apoyar al PCTE fundamentalmente porque la mayoría trabajadora de este país necesita una representación y necesita participar en una organización que tenga como únicos intereses la defensa de la mayoría obrera de nuestro país. Nosotros estamos cansados de que el circo electoral de los partidos capitalistas nos pretenda colar cada dos por tres informaciones y propuestas que luego sabemos que no se van a cumplir. Planteamos un programa que algunos dirán que es imposible pero que nosotros decimos abiertamente que es lo que necesita hoy nuestro pueblo, nuestra clase, y para que en los próximos periodos no sean los capitalistas, quienes nos explotan, los que disfruten de la riqueza que generamos seamos nosotros.

Lee esta entrevista en El Plural