AragónTerritorios

Entrevista al Comité de Huelga y Empresa de CUT de los autobuses Avanza en Zaragoza

By 4 mayo 2021 No Comments

La plantilla de autobuses urbanos de Zaragoza se está movilizando desde hace varias semanas y el PCTE en Aragón ha estado apoyando tanto las reivindicaciones como las movilizaciones y fruto de esa solidaridad de clase y apoyo mutuo han surgido entre otras acciones la siguiente entrevista a los compañeros y compañeras del comité de empresa, para difundir a nivel Estatal vuestro conflicto. Para las personas que desconozcan vuestra situación, ¿podríais explicar cuáles son vuestras reivindicaciones?

En el caso de los autobuses urbanos de Zaragoza, algunas de las reivindicaciones de los trabajadores siguen siendo las mismas desde hace años, si bien en este momento de crisis sanitaria y económica, cobran aún mayor importancia: reducción de jornada y erradicación de horas extraordinarias, como medidas perentorias de creación de empleo que permitan acceder a un puesto de trabajo a otras personas que ahora se encuentran engrosando las filas del paro; mantenimiento y mejora de la capacidad económica de los trabajadores del servicio, que nuevamente ven peligrar sus salarios con la aplicación de un ERTE fraudulento y la infame utilización de una pandemia sanitaria, como coartadas de que se sirve la multinacional mexicana Avanza-ADO para preservar y aumentar sus beneficios económicos a costa de exprimir en un momento tan delicado a ciudadanos y trabajadores (en 2013 ya fuimos víctimas de un ERE con 153 despidos que conseguimos “tumbar” y la aplicación de un laudo arbitral en lo económico-social, cuyas secuelas tratamos de acabar de revertir en este convenio); y la municipalización del servicio de autobús urbano, que aunque no es materia exclusiva de un convenio colectivo, tomamos como filosofía básica de lo que realmente significa un servicio público, que deseche el criterio de modelo de negocio exclusivamente económico y se centre en aspectos de sostenibilidad y rentabilidad social para los vecinos de la ciudad, que una multinacional como Avanza-ADO, no es capaz de asumir.

Estos son las tres principales demandas, entre otras muchas de índole organizativa.           

En una lucha obrera es muy importante la unidad de acción y la unidad orgánica, es decir, la unidad de la plantilla y la unidad del comité de empresa, ¿cómo habéis conseguido los compañeros y compañeras de los autobuses un seguimiento de los paros de prácticamente el 100%? ¿La combatividad histórica de la plantilla de autobuses ha tenido algo que ver?

Consideramos que la unidad obrera en la defensa de nuestras condiciones laborales, sociales y económicas, desde una visión de servicio público, es fundamental. Nuestro Comité de Empresa actualmente está compuesto por seis sindicatos (con muchas e importantes diferencias entre ellos), habiéndose introducido varios de ellos en los últimos procesos electorales, hecho este que sin duda dificulta la toma de decisiones y fomenta el “divide y vencerás” tan ansiado por las empresas. Pese a ello, la unidad impuesta por el interés de los trabajadores, junto con la constancia, la disciplina y el seguimiento continuo de las acciones (en las que los mismos trabajadores participan), han sido determinantes para crear una conciencia obrera recíproca entre los trabajadores y sus representantes que, lejos de cesar, se retroalimenta y continúa creciendo.

Se podría decir que hay una ilusión por conservar y mejorar la herencia que nos legaron muchos otros luchadores, que pelearon en condiciones muy duras, lo que hace que cada trabajador nos identifiquemos con ellos y asumamos en primera persona nuestra responsabilidad como piezas fundamentales de la lucha.

Y todo esto se da en un entorno totalmente contaminado por  los continuos ataques mediáticos, la corrupción política institucionalizada (por ejemplo, Zaragoza y Bilbao son las únicas grandes capitales del estado que tienen privatizado el servicio de transporte urbano)  o la cada vez más alarmante sumisión legislativa a los  intereses patronales y de grandes transnacionales (los despidos del año 2013 de 153 compañer@s, fueron pagados con dinero público), y es que tal vez esto nos haga sentir con más orgullo que la llama siga viva.

Vuestro conflicto no es meramente laborale, ya que afecta a un servicio público tan necesario para la clase trabajadora como el transporte urbano. Tanto los autobuses urbanos, como los jardineros y jardineras (por poner un ejemplo) habéis apostado por la remunicipalización por parte del Ayuntamiento, ¿aún sin ser la solución final, es posible a través de las instituciones burguesas una remunicipalización en Zaragoza visto el fracaso en la anterior legislatura?

Aquí los trabajadores del bus urbano tendríamos que puntualizar que, a pesar de la demanda histórica de que el bus urbano sea gestionado por el propio ayuntamiento de la ciudad, esto nunca ha sido así, pues desde la creación del servicio en 1885 (primero de tranvías y luego de autobuses) este siempre ha estado gestionado por empresas privadas (unas veces de capital español y otras de capital extranjero), lo que lo ha acabado abocando a la indigencia con que se presta, a cambio, sin embargo, de una eterna (y creciente) deuda del ayuntamiento con la empresa concesionaria (que bajo diferentes denominaciones, siempre ha sido la misma).

La verdad es que la anterior legislatura política en el Ayuntamiento de Zaragoza, comenzó siendo ilusionante por el “cambio” que suponía, pero acabó siendo un jarro de agua fría para obreros y vecinos, ya que fue la muestra más evidente de que al frente de las instituciones no se sitúan las personas que mandan y toman las decisiones, sino que son las grandes corporaciones como Avanza-ADO, quienes utilizan a las instituciones y a quienes las componen, para seguir trasvasando riqueza desde las clases populares (el grueso de la clase obrera), hacia sus propias élites.

Teniendo en cuenta las limitaciones que supone la municipalización dentro del actual sistema (límites presupuestarios, rentabilidad…), por esto y otros motivos, el PCTE apuesta por una remunicipalización no bajo unas coordenadas burguesas sino bajo control obrero, bajo el control de la propia plantilla a través del socialismo-comunismo, en base a vuestra experiencia con la presentación de una cooperativa por parte de los trabajadores para optar a la licitación del servicio, ¿creéis que es posible con el actual sistema que se pueda realizar una gestión del servicio por parte de los trabajadores?

Está claro, y así nos lo han demostrado, que con el actual sistema, NO es posible. Ya no solo hablamos del aspecto económico, sino que los trabajadores que conformamos la Cooperativa Urbana de Trabajadores (SCUT) hemos asistido a una verdadera carrera de obstáculos, en la que desde el sistema político institucional se nos ha condenado al más absoluto desamparo y a la más evidente marginación, mientras que desde el brazo de la Justicia se nos ha acabado “hurtando” la razón, después de dos sentencias favorables (TSJA y Tribunal Supremo) y de una dilación del proceso judicial de más de 8 años para, al final, dejar las cosas como están.

Ineludiblemente esto empuja al cuestionamiento de todo este “sistema del bienestar” en el que vivimos, con la creciente preocupación de que el cambio (inevitable), llegue por una insuficiencia del propio sistema (recursos económicos, medioambientales, etc.) y/o en un hipotético escenario de violencia.    

Sin romantizar el pasado, es cierto que la lucha obrera no tiene la rasmia ni se da en la misma cantidad que en los 80’s y 90’s tanto en Zaragoza como en Aragón y como en el resto del Estado, ¿por qué, salvo excepciones como la vuestra, la clase obrera está menos movilizada y es menos combativa?

En primer lugar y fundamentalmente, porque nos han hecho perder nuestra identidad… fuimos obreros, luego trabajadores, empleados, operarios, y ahora incluso, “colaboradores”. Esa batalla nos la han ganado ya, y ahora se apoyan en otros instrumentos, principalmente en la extensión universal de la tecnología, para proceder al centrifugado de nuestras mentes: es curioso observar cómo, en la era de la digitalización, con más medios a nuestro alcance que nos proporcionan una mayor abundancia de “información”, la intoxicación y la desorientación sean abrumadoras, las mayores de la historia, me atrevería a decir.

Es extraño a día de hoy que dos luchas obreras se unan y apoyen, vosotros habéis unido tres, considerando también a la plantilla de las ambulancias que están acudiendo a las movilizaciones, ¿consideráis esto un punto de inflexión en la clase obrera aragonesa para que suceda más a menudo, o por el contrario creéis que es más coyuntural por ser ambos conflictos en el transporte urbano?

Creemos, y en eso estamos, que puede ser un buen punto de partida para que la sociedad aragonesa, y la clase obrera en particular, pueda recuperar algún referente (del que tan necesitados estamos) con el que apoyarnos mutuamente. A pesar de que los conflictos del transporte urbano puedan ser interpretados parcialmente como luchas corporativistas, sobre todo aspiramos a que sean una antorcha que ayude a mantener el reflejo y a prender en otros trabajadores en dificultades para que, como mínimo, seamos conscientes de que si peleamos, podemos ganar, y a partir de ahí,  ayudarnos mutuamente para volver a sentirnos orgullosos e invencibles.

Cada vez se está precarizando y haciéndose más evidente la lucha de clases en la que vivimos. En los últimos tiempos, se está recrudeciendo más aun la contradicción de capital-trabajo y están desarrollándose muchos conflictos en Zaragoza (Frutos secos el Rincón, Pikolin, SARGA, ATADES, CAF Aragón, ALUMALSA, Schindler, Jardiner@s en lucha, etc). En este momento, la única solución es la lucha y la organización, ¿qué le espera en un futuro a la clase obrera de Zaragoza, visto este recrudecimiento?

Yo diría que a la de Zaragoza y a la del resto del mundo… dignidad, solidaridad y firmeza. La  realidad nos tiene que acabar devolviendo la conciencia de clase, y esta nos tiene que hacer ver que todo no da igual, que todo lo que hacemos (o no hacemos) tiene repercusión. Quizá esto tarde un tiempo en hacerse más palpable todavía, pero inexorablemente tendrá que llegar.

Ha contestado a vuestras preguntas Julio Sanz, Vocal del Comité de Huelga y Empresa por parte del sindicato CUT (Colectivo Unitario de Trabajadores) en Avanza Zaragoza.

Muchas gracias por vuestro tiempo y ¡QUE VIVA LA LUCHA DE LA CLASE OBRERA!